¿Cómo puedo ayudar a los demás? por Luis Alberto González

Si alguna vez te has preguntado cómo puedes ayudar a la gente, no es casualidad, porque tal vez hayas nacido para ello. De hecho, creo que no existen las casualidades. Para empezar, si estás aquí, han tenido que suceder muchas pequeñas causalidades para ello. Quizás una de esas causalidades ha sido que algo (llámalo, naturaleza, Dios, o como quieras) ha invertido en ti, igual que Warren Buffet invirtió en Coca Cola en 1987, con el objetivo de hacerse más rico. En nuestro caso, desconozco el objetivo de aquello que ha invertido en ti, eres tú el que debe preguntarse y descubrirlo, ten paciencia y escúchate a ti y a lo que rodea.

Lo importante, lo serio, y viceversa por Estela Villarabide

Dejé de escribir cuándo empecé la universidad. Había romantizado una carrera que prometía inspiradora, y a cambio encontré una cárcel que me despojaría de mis compañeras de viaje con la promesa de un futuro mejor. Aparqué la literatura y las libretas, cerré el blog y centré todos mis esfuerzos en una carrera que ni me inspiraba, ni me convencía. El sacrificio de dejar de lado todo lo que me había identificado hasta entonces valdría la pena por conseguir un expediente inmaculado, pero pasaban los meses, las notas bajaban y mi ánimo decaía. Lo único que se mantenía era mi férrea convicción de que lo serio era lo más importante.

Educación por Sara Ajanif

¿Quién eres tú? Sé que es una pregunta que confunde, incluso tremendamente difícil de contestar pero, al final, lo hacemos. ¿Sabes por qué sabes quién eres? Porque eres alguien. Y, ¿sabes a qué se lo debes? A tu educación, lo que has aprendido, tus vivencias, tus emociones, tu forma de bailar la vida.

Me presento, soy Sara, tengo 24 años y eternos sueños y proyectos por delante. Entre ellos, uno de los más importante: ser maestra. Ser guía en un viaje intergaláctico por cada uno de los universos que cada niño tiene en su interior. Un reto emocionante, ¿verdad?